El Facebook del Bisbat de LleidaEl Twitter del Bisbat de LleidaEl Google Plus del Bisbat de LleidaEl RSS del Bisbat de Lleida

"La Virgen María fue una refugiada"

La Academia Mariana-Casa de la Iglesia acogió el pasado 1 de octubre la 150 edición del Certamen Mariano. Este año el certamen se dedicó a la Advocación de la Virgen de Fátima, patrona del Santuario Diocesano de Tàrrega. 

Antes del inicio del acto se leyó el siguiente comunicado en relación a los incidentes ocurridos el 1 de octubre: "Ante el estallido de violencia que se ha producido, aprovechamos este certamen que quiere honrar la Virgen, a fin de convertirlo en una oración por la paz y la cohesión de nuestro país. Pedimos a María en este día triste, para que interceda ante Cristo, su hijo, y nos conceda alcanzar la paz, la fraternidad y la reconciliación entre nosotros haciendo, así, un servicio a todos". 

El mantenedor del certamen fue el periodista Lluís Foix que disertó sobre 'María, emigrante y refugiada tal como ocurre'. Foix recordó la visita de la imagen de la Virgen de Fátima a su Rocafort de Vallbona natal. En este sentido destacó la aportación de la Virgen de Fátima "en el mapa de la espiritualidad mariana". Y resaltó su presencia en todo el mundo, "desde el Everest hasta Australia".

Foix comparó la situación de la Virgen María con "el drama de los refugiados". "María fue una refugiada en el sentido más estricto, y este viaje ahora lo realizarán cada día muchas personas", dijo.

El mantenedor lamentó "la falta de respeto al otro" en nuestra sociedad. "Uno de los retos del siglo XXI será el respeto. No debemos tolerar, tenemos que respetar", añadió. Lluís Foix terminó su intervención con un mensaje optimista "la vida continúa y el sol saldrá mañana. La bondad es más poderosa que la maldad aunque a veces no lo parece".

Por su parte el director de la Academia Mariana, Joan Viñas, recordó el 150 aniversario del Certamen Mariano y tuvo unas palabras de recuerdo para los heridos el 1 de octubre. A la vez, el Obispo de Solsona, Xavier Novell, recordó que el mensaje de Fátima es "la conversión de la Humanidad". El Obispo de Lleida, Salvador Giménez, recordó los 150 años del Certamen y rogó por una sociedad más justa, que se acerque a la persona de Jesucristo. Terminó su intervención orando "por la paz y la concordia entre los pueblos".

Francesc Balcells i Llobera, de El Palau d'Anglesola, recibió el premio para trabajos de reflexión sobre la influencia de la presencia del Santuario de Fátima en Tàrrega y comarca.

También en la modalidad de los trabajos de reflexión en prosa, otro de los galardones fue para Mónica Vallverdú Conde, de Bellvís, con una mención de honor para Jaume Vall, de Anglesola. En la modalidad de poesía los galardonados fueron Ferran Grau, de Lleida; Marta Finazzi de Girona y Willian Tejeda de Estados Unidos.

Los premios de la categoría escolar fueron para Eva Szlifierz Criado, del col·legi Mater Salvatoris; Agia Tost y García, del INS Josep Vallverdú de Les Borges Blanques; Paula Taboada, del colegio Mater Salvatoris; Emma Tost, del colegio Virgen de Montserrat de Les Borges Blanques; María Garralda, de Pamplona; Enoc Pociello, del Colegio Episcopal; Javier Ferrer, del Colegio Claver y Pere Cabús, del Colegio Claver.

El Certamen terminó con la lectura de poemas de María Dolores Iribarne, Mossèn Agustín Bernaus y Rosa Fabregat y con el acompañamiento musical de Emma Palau Domingo, como ofrenda del ITER en la Virgen.

Para terminar la ceremonia, la Agrupación Coral Oberta de Ponent, formada por la Coral Ramón Carnicer (de Penelles) y la Coral Sant Joan (de Tàrrega) ofreció un concierto en el auditorio de la Academia Mariana.